Sexualidad

Claves para construir un buen proceso erótico

Claves para construir un buen proceso erótico
mm
Escrito por Olimpia Velasco

Cortejo, seducción, creatividad…

Un buen erotismo tiene que ver con creatividad. Disfrutar a plenitud el cuerpo, con sexo creativo, con una buena vinculación erótica. Así describe David Barrios Martínez, médico sexólogo, y psicoterapeuta, presidente del Instituto del Profesionalización y Educación en Sexología Integral, una práctica placentera, pero aún estigmatizada: el sexo.

Y es que este 14 de febrero, como otros, el tema principal es el amor romántico: las rosas, los chocolates, los bombones, el consumismo, pues, en su máxima expresión. Pero ¿qué hay del sexo? ¿por qué no hablamos libremente de una práctica que eleva endorfinas, que produce oxitocina, que hace que, como dice el especialista, “se pongan más chidos el mundo y la vida”.

Claves para construir un buen proceso erótico

Pero no, el sexo y el amor no están peleados, de hecho, los síntomas son muy similares: “Muchas personas, sobre todo mujeres, “confunden” una cosa con la otra, por ejemplo no es lo mismo decir ‘estoy caliente porque tengo deseo sexual”, a decir ‘estoy profundamente enamorada de esta persona’, porque socialmente viste más decir lo segundo.

“Es decir, protege más la imagen tradicionalista, hablar de enamoramiento y no de cachondería. Pero son fáciles de confundir porque en ambos las manifestaciones habituales son: insomnio, ansiedad, un anhelo constante de reciprocidad. Taquicardia, ‘mariposas en el estómago’, falta de apetito y en ambos hay desde cuestiones químicas hasta cuestiones sociales y culturales”.

SEXO CON AMOR… O SEXO POR SEXO

El amor y el erotismo pueden coincidir, pero “hay que aceptar que pueden caminar por separado;

hay personas que aman y no tienen deseo, y hay personas que se erotizan y no aman. Pero, cuando se combinan los dos elementos: el amor con las relaciones sexuales, el resultado es un coctel estupendo. Estoy convencido de que cuando van juntos amor, erotismo, relaciones sexuales, y procesos amorosos la cosa funciona mejor, pero no es una condición absoluta”.

Alrededor del sexo se ha generado muchos mitos, pero lo que sí es verdad es que el sexo, pone de buen humor.

“Si tú ves a una persona, hombre o mujer expresando una gran sonrisa en el rostro, por ejemplo en la mañanita cuando llegamos a la “chamba”, pues la frase célebre es: Quien sonríe arriba sonríe abajo, lo que quiere decir que eróticamente le va bien, porque el sexo se vincula con una serie de sustancias neuroquímicas, hormonas; aspectos que tienen qué ver con la elevación de las endorfoinas, la oxitocinas y eso hace que nuestro talante se torne más positivo.

Claves para construir un buen proceso erótico

Pero, estamos hablando de relaciones placenteras, de “orgasmos de buena calidad” y esto, subrayado por David Barrios, pues “hay personas que tienen relaciones sexuales miserables, pésimas y eso no eleva el ánimo de ninguna manera positiva”.

Pero ¿qué se considera un buen sexo? “Un buen sexo es una buena vinculación erótica, porque a menudo parejas “celebran” el coito, o ‘a lo que te truje Chencha’ una relación sexual acelerada, sin chiste sin alcanzar buenos niveles de excitación, una eyaculación pronta y se acabó. Eso suele ser muy frustrante y pone de pésimo humor a quien lo vive así, lamentablemente muchas relaciones son intempestivas y bruscas”.

Y es que, en voz de nuestro experto, el buen erotismo tiene qué ver con la calidad del cortejo, la  seducción; con un arte erótico amplio que incluye un repertorio grande de caricias, besos, fajes, cachondeo, palabras; contacto con toda la corporalidad, no irse al coito y la penetración acelerada. Sino disfrutar a plenitud de todo el cuerpo. Porque nuestro cuerpo de cabeza a pies y de pies a cabeza es una enorme antena receptora y transmisora del placer, hay que destruir el mito de las zonas erógenas universales. Todo el cuerpo es una gran zona erógena  y una relación sexual de calidad debe incluir a todo el cuerpo y una  gran variedad de caricias creativas, ricas, propositivas, intensas”.

AMARSE PARA AMAR

Si yo me conozco, si conozco mi cuerpo, si lo acaricio, si lo amo, si lo erotizo, indudablemente que puedo comunicar mejor, afirma el psicoterapeuta, y envía un mensaje especialmente a las mujeres: “Muchas mujeres al ignorar su cuerpo, al invisibilizarse ante el espejo, al no tocarse y no erotizarse, se están privando de un enorme placer que, combinado con el amor, produce un coctel extraordinario. Yo invito a las mujeres que, cerca o lejos del Día del Amor y la Amistad, se acerquen a su cuerpo, lo conozcan lo amen y lo eroticen para brindarse con otra persona de mejor manera”.

Por otro lado, el sexo y el amor a cualquier edad debe ser una consigna de vida, según explica el experto:

“El erotismo no envejece, la vida sexual no tiene fecha de caducidad; independientemente de que estemos en la adultez joven, en la madurez adulta, o en la llamada vejez, todos y todas tenemos derecho al placer, hombres y mujeres no debemos cancelar nuestra vida sexual por prejuicios, por más arrugas que tengamos, por más seca la piel, por más canas o lo que sea cuando somos viejos y viejas. Debemos disfrutar nuestra vida erótica y nuestro vínculo amoroso.

“No renuncien al placer ni al sexo, porque eso es la vida”.

Acerca del autor

mm

Olimpia Velasco

Fue coordinadora editorial en El Universal. Colaboradora en Canal 22, con reportajes especiales. Fundó y dirigió en su primera etapa el portal SuMédico. Fue responsable de contenidos y conductora del programa SuMédico Radio, en el grupo MVS. Directora Ejecutiva de Factor 4, Comunicación. Agencia PR y Prensa.

Dejar un comentario